17 oct. 2019

¿Qué pasaría si la Luna estuviese hecha de queso?



Saludos, monifatiguillos.

Si hay dos cosas que gustan a todo el mundo son el queso y la Luna (como en una pizza hecha redonda como la Luna), esto ha llevado muchas veces a pensar que la propia Luna está hecha de queso, una aserción tan ridícula como deliciosa. Hmmm, queeesooo... :Q___ _ __ _

Por supuesto la primera cuestión a tener en cuenta es la diferencia entre las densidades del queso y la Luna. Mientras que la densidad media del asro es 3,346 g/cm3, el queso suizo (:Q_) normalmente ronda el 1,1. Eso quiere decir que una Luna del mismo volumen tendría menos de un tercio de la masa actual.

Las consecuencias serían claras: el satélite orbitaría más cerca de la Tierra, su efecto en las mareas sería menor, los eclipses totales no serían posibles, etc.

Pero además, al estar hecha de queso, la Luna sería el objetivo prioritario de varias naciones con el fin de explotar sus recursos láctios. La Agencia Espacial Europea probablemente lideraría la carrera espacial con expertos en queso de España, Suiza, Italia o Francia.

Pero por supuesto incluso el frío del espacio o la ausencia de atmósfera no podrían evitar la proliferación de microorganismos indispensables para  el queso. La exposición a la radiación del cosmos probablemente los haría mutar rápidamente, creando con ello una raza de supergusanos gigantescos capaces de aprovechar la menor distancia entre el satéltie y la Tierra para viajar hasta esta y sembrar el caos.

A fin de hacer frente a esta nueva amenaza sería necesario que los gobernantes terrícolas se unieran y formaran una unidad de elite destinada a protegerlos de los gusanos. Pero tras décadas de que el problema remitiera se descubriría que el propio cuerpo de defensa había comenzado a criar los gusanos en las bases lunares europeas a fin de perpetuar su preeminencia y situación privilegiada.

La industria láctea probablemente también se resentiría.

Y eso es todo por hoy. Por desgracia la Luna aún on es de queso... Pero recordad que eso podría cambiar si nos mandáis hatemail a los comentarios del blog o a nuestras cuentas de correo y Twitter. ¡Hasta la próxima!

0 comentos:

Publicar un comentario

Deja un comento, payo.