1 jun. 2018

Resumen de mayo de 2018

¡Pongámonos en pie para cantar el himno nacional!
Otro mes que se va y otro mes que nos acerca un poquitín más a la completa aniquilación del universo. ¡Cada vez falta menos! Mientras tanto seguimos aquí, entreteniéndoos para que la espera sea más liviana. O torturándoos con nuestro contenido habitual para que la espera sea más dolorosa, depende de cómo lo veáis.

Antes de nada, queremos recordaros (como os dijimos en esta entrada) que durante el resto de Monimés (es decir, hasta el 4 de junio), todos nuestros productos a la venta (por ahora solo Criaturas del Vacío Celeste tienen un descuento del 20%, con motivo del noveno aniversario monifático (¿en serio hemos aguantado tanto tiempo con esto?). Daos prisa o tendréis que esperar un año entero para las próximas rebajas. Y el universo podría acabarse antes de eso.

Pero esta no ha sido la única forma que hemos tenido de celebrar nuestro noveno cumpleaños. Para empezar, hemos hecho una gala de fin del año monifático en la que hemos dado los tradicionales 12 puñetazos de fin de siglo año para recibir la nueva era. Y lo hemos hecho dos veces, así que nos hemos saltado el resto de 2018. ¡Feliz 2019! Además, como viene a ser costumbre últimamente, os hemos hablado de la historia de Monifate, para que tengáis una idea de las aventuras y desventuras que nos han llevado hasta aquí.

Y hablando de historia, este ha sido el mes de la historia. Aparte del artículo anterior, también hemos publicado otros dos artículos basados igualmente en la historia y en Monifate, siendo estos por qué Filippo es el heredero del Imperio Romano y otro que lleva en la recámara un tiempo pero que nunca acabábamos por publicar sobre la Dama de Miarifate, la fundadora de la versión de Monifate en la Thierra. Como véis, Monifate es una asociación pandimensional, lo que quiere decir que si os metéis con nosotros, podemos llamar a nuestros primos de zumosol de otras dimensiones. O al menos intentarlo, nunca nos ha salido eso de abrir portales interdimensionales. Es complicadete pillarle el truco.

Mientras practicamos, podéis empaparos de cómo ser reemplazados por nuestros nuevos amos: los robots, de modo que no os maten por ser una posible fuente de insurrección y así nosotros podamos llamar a nuestras versiones cachas de otras dimensiones para que os den una paliza y entonces acabar con el universo. Parece un buen compromiso.

Pero si aun así queréis arriesgaros a buscar trabajo, ¿qué tal alquilar vuestro vientre para gestación de alienígenas? Tiene pinta de dejar dinero, aparte de grandes vacíos legales.

Ah, y hablando de cosas que no pueden ser del todo legales: ¡feliz día del orgullo friki!. Este año lo hemos celebrado poniendo toallas a cosas que total y definitivamente no son objetos inanimados.

Hemos continuado además con las series habituales con la cuadragésimo séptima entrega del diccionario monifático, la decimotercera de Juguemos a La Busqüeda (¡por fin!) y el horóscopo de monimés, el mes de los awesombreros y los monimespeciales. ¡Y de las rebajas no os olvidéis, maldita sea! ¡Si habéis leído hasta aquí, es que nos queréis demasiado para no soportar un poco de spam!

Y como siempre, tenemos los resúmenes (como este mismo). De hecho una de las entradas que publicamos a principios de mayo fue el resumen mensual de abril, así que acceded a él si queréis maravillaros con los milagros obrados en el mes de la shitty art. Por supuesto, también publicamos el avance de proyectos y el rolinforme aunque por ahora esta podría ser la última edición de este último. A partir de ahora, hablaremos de Sukero City (el juego de rol que estamos desarrollando) en el ya mencionado avance de proyectos y en el blog de desarrollo del juego, así que aseguraos de seguir ambas cosas si queréis estar al tanto de nuestros avances con el juego.

Hablando de Sukero City, a partir de este resumen mensual, os dirigiremos en todos los resúmenes a las entradas que publiquemos en el blog de desarrollo del que os hemos hablado, para que no os perdáis nada de lo que publicamos en Monifate (al menos en esta dimensión). Este mes os hemos hablado de otros sitios con información de Sukero City (y este enlace probablemente sea una de las cosas más meta que hemos hecho a lo largo de nuestras vidas), os comentamos qué hacer y cómo gastarse puntos de experiencia, hablamos de los distintos sabores que puede tener una campaña de Sukero City (desde el agridulce ciberpunk al edulcorado slice of life) y de qué clase de bandas de rufianes se pueden encontrar en Sukero. También os hemos comentado que iríamos al SanPedroGo, a pesar de que, por causas de fuerza mayor, esto no fue posible. Aun así, nos aseguraremos de estar al pie del cañón en las próximas convenciones y en los próximos sacrificios ceremoniales a arcanos dioses que se celebren en la zona. Hay que saber conocer a tu público.

Y eso es todo por este mes. Como siempre, no olvidéis mandarnos hatemail a nuestro correo, G+ y Twitter. Recordad que vuestro odio es la fuente de nuestro maravilloso poder, así que mandadnos tantas amenazas de muerte como podáis.